EL EMPORIO DE LA CRÍTICA CULTURAL

octubre 23, 2006

Al margen las cópulas que se llevan a cabo siempre entre media y poder, podría decirse que el gran mal de la crítica cultural en este país es el indignante discurso dominante. No importa que sea mejor o peor: si es dominante no es saludable.

Estos días intuyo que ciertos discursos de ahora, que suenan muy transgresores serán el pan de cada día mañana y que el arte de la disidencia, de la corrección, del escupitajo, será más difícil aún: todos olvidamos que un día fuimos rebeldes al sentarnos.

No pongo ejemplos que o son muy tópicos o no me gusta ser futurólogo (¡ojalá me equivocase!). Pero los dominantes del pasadomañana ya se están poniendo soberbios y enteradillos. Cortitos de miras.

Anuncios

One Response to “EL EMPORIO DE LA CRÍTICA CULTURAL”

  1. lauzier Says:

    qué razón tiene, Sr. Alvy. Muy cortos de miras, muy cortos. Un saludo


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: